Naturopatía y Medicina Natural, ¿son lo mismo?

naturopatía
Se podría pensar que la 'naturopatía' y la 'medicina natural' son la misma cosa, sin embargo tienen diferencias sustanciales que te convendría conocer.

La mayoría de las personas que me hacen alguna consulta sobre Naturopatía vienen con la idea de que les dé algo que les “pueda curar”. Ya sea una planta, a través de la alimentación o a partir de alguna otra técnica; pero lo que siempre se busca es la curación. Es la típica frase de  “dame algo para….”.

Cuando veo que las personas vienen con ese pensamiento, siempre les respondo lo mismo: eso no es Naturopatía. En Naturopatía no tratamos los síntomas, ni curamos, ni sanamos, ni siquiera se puede decir que seamos terapeutas…ni lo queremos ser.

El concepto de Naturopatía viene de la palabra anglosajona Nature’s Path, lo que significa literalmente “el sendero de la Naturaleza”. Es un término acuñado por el Naturópata alemán Benedic Lust, quien fue el  fundador de la primera escuela de Naturopatía.

El concepto de Naturopatía viene de la palabra anglosajona Nature’s Path, lo que significa literalmente “el sendero de la Naturaleza”.

Por lo tanto, la palabra Naturopatía no proviene del sufijo griego “pathia” que significa enfermedad o sentimiento, y ese es uno de los errores más comunes que se suelen cometer y que lleva a pensar en la Naturopatía como un método creado para el tratamiento de las enfermedades.

La Medicina Natural es una disciplina subalterna de la Medicina. Su objeto de estudio sigue siendo la enfermedad. La diferencia radica en cómo tratar la enfermedad, empleando recursos y remedios naturales, pero siempre atendiendo al síntoma, es decir se medicaliza con la Naturaleza.

Su objetivo es terapéutico, lo que nosotros entendemos como “curar la enfermedad”. En Medicina Natural entraría cualquier técnica natural que actúe con ese fin: desde Homeopatía, hasta Fitoterapia, Aromaterapia, Dietoterapia… cualquiera. Un ejemplo claro es cuando una persona tiene el colesterol alto y, en lugar de tomarse un medicamento de farmacia, va a la otra farmacia – la verde (los herbolarios) – y se toma unas pastillas de alguna planta con el fin de tener menos efectos secundarios.

¿Qué es la Naturopatía?

En cambio, la Naturopatía nada tiene que ver con el concepto de “curar la enfermedad”. Su objeto de estudio no es la enfermedad, sino la salud. Por ello su metodología no está basada en el binomio “patología/terapia”.

En Naturopatía utilizamos los recursos y agentes naturales para poder aumentar el estado de salud de la persona y eliminar toxemia del organismo (tanto física como emocional). Para ello se utilizan también técnicas naturales y sencillas, como puede ser la alimentación, la herbología, las Flores de Bach , el Ayurveda, los  aceites esenciales, la Homeopatía o las técnicas manuales como la reflexología ,la auriculopuntura… pero siempre el enfoque es diferente.

La Naturopatía nada tiene que ver con el concepto de “curar la enfermedad”. Su objeto de estudio es la salud. Por ello su metodología no está basada en el binomio “patología/terapia”.

Les voy a poner un ejemplo: una persona tiene una infección de orina. Desde el punto de vista de la Medicina Natural se le debería tratar con un remedio o técnica natural, pero lo que se va a intentar es curar esa enfermedad, esa infección. Es decir en lugar de tomar un medicamento químico, se toma unas hierbas o se realiza una técnica para tratar esa infección puntual.

En Naturopatía se utilizan recursos y agentes naturales para poder aumentar el estado de salud de la persona y eliminar toxemia del organismo (tanto física como emocional).

En cambio, desde el punto de vista de la Naturopatía, además de la infección de orina, se estudiaría el estado de salud completo de esa persona. Se recoge información y se averigua, mediante el diálogo con la persona y otras técnicas como por ejemplo la Kinesiología, cómo se encuentran sus diferentes órganos, cómo se encuentra emocionalmente y qué otras afecciones o síntomas ha podido tener. Se preguntaría sobre el diagnóstico de su médico y se haría una valoración sobre en qué fase de capacidad de respuesta se encuentra su organismo. A partir de toda esa información y valoración, se realizaría un Plan Personalizado de Salud en el que, además de ayudar a calmar los síntomas de esa infección, también, y esta es la parte más importante, se trabajaría para que su cuerpo vuelva a alcanzar el  estado de equilibrio.

Si tapamos el síntoma o tratamos puntualmente la enfermedad que nuestro cuerpo está mostrando, lo único que hacemos es que el desequilibrio y toxemia de nuestro organismo vaya aumentando y, con el tiempo, se deriven en otras afecciones o enfermedades más importantes.

El Método Naturopático no se enfoca nunca desde la perspectiva de la enfermedad. El objetivo de un Naturópata es la educación y promoción de la salud, a diferencia de la perspectiva de la Medicina Natural cuyo objetivo es prevenir y curar la enfermedad con tratamientos naturales.

El objetivo de un Naturópata es la educación y promoción de la salud.

Por todo esto, el trabajo de un Naturópata nunca sustituye al trabajo de un médico o cualquier otro profesional de la salud, porque son enfoques y campos diferentes. Si una persona está siguiendo cualquier  tratamiento médico, el Naturópata siempre respetará ese tratamiento y adaptará sus recomendaciones a las que el médico pueda estar indicando.

“El verbo curar no se conjuga en mi doctrina porque ese concepto supone la intención de interferir en la actividades defensivas de la propia Naturaleza, manifestadas en el síntoma. En lugar de curar, prefiero pensar en normalizar las funciones orgánicas del enfermo, colocando a su cuerpo en un equilibrio.” Manuel Lezaeta

Por cualquier consulta no dudes en ponerte en contacto conmigo.

Laura Duarte

Participá de la Comunidad Ahora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


5 Comentarios

Suscribite a Revista Ahora

¿Te gustaría recibir artículos como este en tu e-mail? Sé parte de la Comunidad Ahora, gratis!






Información del Autor

Laura Duarte es Licenciada en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad de Zaragoza. Durante casi 10 años se dedicó al mundo de las finanzas, hasta que se dió cuenta de que no se encontraba en el camino correcto. Tras abandonar su antiguo empleo, comienza a formarse en lo que realmente le apasiona: técnicas para alcanzar de forma natural el estado de salud. Actualmente es Técnico Naturópata, con formación en Trofología, Herbología, Agentes Naturales de la Salud, Kinesiología, Auriculopuntura y Flores de Bach. También se formó como Terapeuta en Ayurveda, especializada en la alimentación, Masaje Terapeútico Abhyangam y Marmaterapia. Es además Terapeuta Profesional de Reiki y ha realizado cursos sobre Inteligencia Emocional y Mindfulness. En formación continua, asegura que su aprendizaje no terminará nunca: “una vez que encuentras el camino, no lo quieres terminar”.