Medicina: un nuevo paradigma

Hoy más que darles extensísima información sobre algún tema, quiero compartir con ustedes mi profunda alegría de estar participando de este cambio de paradigma. Paradigma que modifica los modos de invitar a las personas a sanar y cambia la lectura que se hace de los procesos de salud-enfermedad. Una de las cosas que más me gustan de esta nueva mirada, es el hecho de que se vuelve a poner el poder de recuperar su equilibrio, en la propia persona y en la sabiduría de sus células.

De este modo los consultantes dejan de ser “pacientes” o seres que asisten pasivamente a la terapéutica que otro les aplique, para pasar a ser los protagonistas de su propio re-equilibrio. Pasan a ser los actuantes en su propios procesos de reparación, tendientes a la salud. Un rol activo, protagónico e indispensable para modificar lo que ocurre con su propio cuerpo, sus emociones y su salud integral.

Es así, que esta nueva mirada, asociando la Biodescodificación y Medicina Cuerpo Mente Alma, propone devolver a las personas la percepción de su propio PODER en relación a lo que su cuerpo está intentando comunicar.

Pasar a ser los actuantes en los propios procesos de reparación tendientes a la salud, implica un rol activo, protagónico e indispensable para modificar lo que ocurre en el propio cuerpo, emociones y la salud integral.

Nuestro cuerpo, mediante un síntoma (o físico o emocional), nos está comunicando aquel conflicto que necesita ser resuelto y que solo la persona puede estar decidiendo prestarle atención y abordarlo de una nueva manera, con sus recursos actuales.

Cuando nuestro cuerpo o nuestras emociones, abandonan el equilibrio, es por una razón. Para nuestra economía física es costoso estar funcionando forzadamente. Estas manifestaciones, están intentando dar respuesta a un conflicto que se reactiva y para el cual los recursos que aplicamos la primera vez que lo vivenciamos, ya han dejado de ser efectivos. Muchas veces, encontramos que ese primer contacto ha sido en la más tierna infancia, incluso en la vida intrauterina y, si el modo que tuvo nuestra mente de procesarlo (con los recursos disponibles entonces) permitió seguir viviendo, esa ruta neuronal, ese tipo de respuesta, se fija como efectiva y se va a estar activando cada vez que nuestro inconsciente “lea” una situación como similar a esa. Es el modo que tiene nuestro inconsciente de ahorrar tiempo de respuesta.

Y es así, que uno de los roles del acompañante terapéutico en Biodescodificación, es el de poner a disposición del consultante las herramientas que le permitan tomar contacto con sus recursos internos actuales. Pero quien realiza los cambios, es la propia persona.

Por ello, es tan gratificante poder acompañar  a cada uno a transitar su camino hacia el reequilibrio. Es tener un lugar privilegiado para observar cómo la persona crece, se vuelve más fuerte en el aprendizaje y con más conocimiento de sí misma, a la vez que transita el reequilibrio y la reparación.

Profundamente agradecida de todos aquellos que me permiten acompañarlos en su camino hacia el autoconocimiento y la salud.

Salud y Saludos

 Dra. Laura Francesco

Participá de la Comunidad Ahora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


3 Comentarios

Suscribite a Revista Ahora

¿Te gustaría recibir artículos como este en tu e-mail? Sé parte de la Comunidad Ahora, gratis!






Información del Autor

Es médica recibida en la UBA. Orientó su formación de post-grado a disciplinas con una visión mas integral del Ser. En las consultas trabaja con Biodescodificación, Medicina Cuerpo Mente Alma y Medicina Ayurveda. También utiliza herramientas de PNL, Hipnosis Eriksoniana, Flores de Bach, Memoria Celular por testeo, Fitoterapia y Magnified Healing. En formación permanente, en la búsqueda de poder brindar una guía apropiada a cada persona."