Autoestima: una cuestión de percepción

que es la autoestima
La autoestima es la percepción que tenemos sobre nosotros: sobre nuestras capacidades, habilidades, pensamientos y emociones. ¿Cómo fortalecerla?

Para comprender qué es la autoestima es importante revisar algunos aspectos: ¿Solés criticarte constantemente? ¿Sentís que valés menos que los demás? ¿Tenés miedo de no ser aceptado? ¿Te cuesta decir tu opinión por miedo a la opinión de los demás?

Qué es la autoestima

La autoestima es la percepción que tenemos sobre nosotros: sobre nuestras capacidades, habilidades, pensamientos y emociones.

Es algo que se fomenta desde el inicio. De niños crecemos buscando la aprobación de los demás; no nos damos cuenta de ello, quizá sea una búsqueda muy sutil; cuando de repente, un día, nos hallamos diciendo y sintiendo que tenemos “muy baja autoestima”.

La autoestima es la percepción que tenemos sobre nosotros: sobre nuestras capacidades, habilidades, pensamientos y emociones.

La baja autoestima no es otra cosa que la inseguridad sobre QUIENES SOMOS, inseguridad sobre lo que valemos como personas, algo que, por lo general, está muy asociado también a la comparación con los demás. Siempre nos sentimos menos y no nos aceptamos tal cual somos.

La baja autoestima no es otra cosa que la inseguridad sobre QUIENES SOMOS.

Todos somos únicos e irrepetibles y tenemos cualidades diferentes. El primer paso para fortalecer nuestra autoestima será, entonces, dejar de compararnos con los demás y animarnos a ser nosotros mismos. No somos ni menos ni más que los otros, sencillamente somos diferentes…  Es vital comenzar a ser más naturales, sin miedo al ridículo, al “qué dirán”, al juicio de los otros.

El primer paso para fortalecer nuestra autoestima es dejar de compararnos con los demás y animarnos a ser nosotros mismos.

No es fácil el camino de la propia aceptación. Debemos saber que nosotros somos los únicos responsables de cómo nos sentimos y de cómo actuamos.

La aceptación debe ser genuina: de nuestros defectos y virtudes, de nuestras luces y sombras. Quizá sea momento para perdonarnos, conocernos, ser compasivos con nosotros mismos, mimarnos y cuidarnos. Sin duda esto nos llevara a un camino de bienestar y armonía.

La aceptación debe ser genuina: de nuestros defectos y virtudes, de nuestras luces y sombras.

Y, naturalmente, cuando fortalecemos la imagen de nosotros mismos y sabemos lo que valemos, también aprenderemos a poner límites a los demás. Nos separaremos de relaciones tóxicas y no buscaremos personas que nos resten sino que nos potencien y nos valoren. Pero para que otros crean en vos, primero debés estar muy seguro de quien sos.

Para ayudarte en ese camino, podés hacerte preguntas del estilo:

  • ¿Cómo soy?
  • ¿Cómo me relaciono con los demás?
  • ¿Cuánto me conozco?
  • ¿Cuáles son mis miedos?
  • ¿Cuáles son mis fortalezas?
  • ¿Qué necesito para sentirme bien?
  • ¿Qué mantengo en mi vida que no me suma?

¡A seguir avanzando!

Lic. Paula Fumarola

(UBA. Psicóloga Cognitiva Conductual / MPRN 909)

Suscribite a Revista Ahora

¿Te gustaría recibir artículos como este en tu e-mail? Suscribite a Revista Ahora, gratis!






Información del Autor

Lic. Paula Fumarola Psicóloga (UBA) MPRN 909 -Mat. Pcial. de Rio Negro-. Egresada en el 2005 en la Facultad de Psicología -UBA-. Postgrado en Fund. Gregory Batson en Psicoterapias modelo Sistémico, Cognitivo y Comportamental. Instructora en Técnicas de Psicoprofilaxis Obstétrica para la maternidad. Instructora en Técnicas de Meditación y Respiración. Capacitación constante en áreas de Neurociencias y Terapia Clínica Cognitiva. Trabajó durante años en grandes empresas en BsAs, dentro de áreas Comerciales, de Atención al cliente, y específicamente RR.HH. (Capacitación, Desarrollo, Búsqueda y Selección de Personal). Se desempeñó como Selectora de Personal en Consultoras de Tecnología y Turismo en Bs. As. y en Patagonia para diversos clientes, administrando procesos de reclutamiento de personal, así como también realización de Psicotécnicos. Desde hace 7 (siete) años, desarrolla su actividad terapéutica atendiendo necesidades en personas que están atravesando crisis vitales en su vida, como divorcios, duelos, cuadros de estrés, cambios de trabajo, problemáticas de pareja y/o familia, fobias sociales, trastornos de ansiedad, depresión, crisis de angustia, ataques de pánico, trastornos obsesivos, etc. A través de la experiencia ganada en este campo nace el proyecto “Psicología y Desarrollo Personal”, un espacio para seguir avanzando con el mismo objetivo: ser un referente confiable en procesos de transformación y crecimiento personal. Aparte del trabajo en consultorio, promociona diferentes talleres de interés relacionados a problemáticas actuales abiertos a todo publico. www.paulafumarola.com.ar / paulafumarola@yahoo.com.ar /Facebook: Paula Fumarola. Psicología y Desarrollo Personal

3 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *