Consejos del Ayurveda para la estación del otoño 

cuidar la salud en otoño según el Ayurveda
El otoño, conocido en Ayurveda con el nombre de Sárad, es una época crucial en la que es necesario preparar a nuestro organismo de cara al invierno.

“Nada es más fugaz que la forma exterior, que se marchita y altera como se marchitan las flores del campo con la aparición del otoño.”

Umberto Eco

Acaba de comenzar el otoño,  el sol y los calores darán pronto paso a las lluvias y los aires fríos. El otoño, conocido en Ayurveda con el nombre de Sárad, es una época crucial en la que es necesario preparar a nuestro organismo de cara al invierno. Es justo ahora el tiempo en el que debemos de cuidar y mimar nuestro cuerpo para que el invierno nos encuentre fuertes, con unas defensas elevadas y podamos evitar, en la medida de lo posible, las gripes, infecciones y demás afecciones típicas del invierno.

El otoño, conocido en Ayurveda con el nombre de Sárad, es una época crucial en la que es necesario preparar a nuestro organismo de cara al invierno.

El otoño, al igual que la primavera, es una estación de transición. En Ayurveda a  estos cambios de estación se les conoce como rtu-sandhi. Es un tiempo crítico en el que nuestro organismo puede desequilibrarse fácilmente. También es una época en la que fácilmente podemos sentirnos con menos energía, más cansados, e incluso experimentar alguna bajada de nuestro estado de ánimo.

Durante el verano hemos estado acumulando calor en nuestro cuerpo: esto se transforma en un aumento del dosha Pitta. Nuestros tejidos se han secado y, ahora, con la llegada del frío, esta sequedad tiene tendencia a aumentar mucho más. Por ello, con la llegada del otoño nos vamos a encontrar con un aumento del dosha Vata (frío y sequedad) y es este dosha que tenemos que intentar controlar para que no se nos agrave.

El otoño, al igual que la primavera, es una estación de transición.

Vata comprende los elementos aire y éter. Es el principio del movimiento, la inestabilidad, el frío, la sequedad, la destrucción, la expansión. Todas estas características son propias de la estación otoñal. Con la llegada del frío, los vientos, la inestabilidad del clima -con días de calor y otros de lluvia- es muy importante controlar el dosha Vata de nuestro cuerpo ya que si vata se desequilibra, podrían empezar a empeorar los otros dos: Pitta y Kapha y comenzar con estados febriles e inflamaciones características de Pitta o con infecciones o mucosidades propias del dosha Kapha.

Para conseguir que el dosha Vata no se descontrole, lo primero y más importante es  que nos centremos en llevar una alimentación adecuada para él. Es fundamental tomar alimentos que sean  calientes y fáciles de digerir como sopas y cremas de verduras elaboradas con alimentos nutritivos y que contengan el elemento tierra ya que Vata necesita enraizarse. Alimentos tierra son por ejemplo la zanahoria, la calabaza, las berenjenas, las cebollas, el puerro, la remolacha, los pepino. Como frutas son muy beneficiosas la banana y la palta. Precisamente todas estas frutas y verduras son la fruta de temporada de esta estación del año. El Ayurveda es así de sencillo: simplemente hay que estar en consonancia con la Naturaleza y saber conectarnos con nuestro entorno y los ritmos de nuestro cuerpo.

Para conseguir que el dosha Vata no se descontrole, lo primero y más importante es  que nos centremos en llevar una alimentación adecuada para él.

Hay que evitar el consumo de bebidas frías y aumentar en lo posible las bebidas calientes, infusiones. Condimentar  nuestras comidas con especias que ayuden a aumentar el fuego digestivo como pueden ser el jengibre, la canela o el cardamomo. También habrá que evitar las comidas frías y crudas como los jugos, las ensaladas y las verduras como el brócoli o la col.

Es muy importante igualmente el controlar y mantener horarios. Vata tiende al descontrol y a la dispersión, por ello es necesario comer siempre a la misma hora, no saltarse ninguna comida y comer en un estado tranquilo y de armonía.

Vata se aloja en el Intestino Grueso con lo cual es la época perfecta para realizar una limpieza de colon.

El ghee o la mantequilla clarificada, es muy recomendable para tomar en esta época del año, por sus cualidades de dulce, untuosa y nutritiva será una manera perfecta para preparar nuestros platos de legumbres y cereales. Todos los estimulantes como café, alcohol, tabaco y bebidas excitantes desequilibran Vata, así como también el azúcar.

Vata se aloja en el Intestino Grueso con lo cual es la época perfecta para realizar una limpieza de colon. Importante también ingerir probióticos para repoblar nuestra flora intestinal, tanto en complementos como en alimentos mediante fermentados como el chucrut, el miso, el tempeh o el kéfir. Recordemos que a través de nuestra microbiota se genera nuestro Sistema Inmune.

El otoño es la puerta a una época de recogimiento. Deberemos de aumentar nuestros paseos por la naturaleza, los momentos de meditación e incorporar algún tipo de yoga suave a nuestra rutina.

Otra de las recomendaciones para esta época es limpiar nuestras vías respiratorias con la lota nasal, lo que nos ayudará a limpiar de toxinas y despejar nuestra mente. Podemos hacer el lavado con agua mezclada con sal del himalaya, es lo más parecido a la sensación de limpieza y de descongestión que te queda después de darte un baño en el mar.

Un baño caliente o una ducha prolongada y caliente por la mañana, también ayudarán a equilibrar este dosha. Recordemos Vata es frío, por lo tanto para equilibrarse necesita calor.

Promovamos la salud preventiva y no una medicina curativa, ya sea natural o química. La prevención es la mejor herramienta para nuestro cuerpo.

Y, finalmente, una de las mejores maneras de prevenir el desequilibrio del dosha Vata es mediante el masaje abhyangam específico, con aceites reductores del dosha que, combinados con los aceites esenciales apropiados, nos ayudará a eliminar toxinas, corregir los desequilibrios que pueda tener nuestro cuerpo, centrar la mente y armonizar nuestro cuerpo.

Escuchemos a nuestro cuerpo, aprendamos a reconocer los numerosos mensajes que nos envía. Él sabe mantenernos sanos. Promovamos la salud preventiva y no una medicina curativa, ya sea natural o química. La prevención es la mejor herramienta para nuestro cuerpo.

Cualquier consulta que tengas no dudes en preguntarme en los comentarios, los respondo siempre.

Laura Duarte


Seguí leyendo…

Medicina ayurveda, la salud como un medio y No como un fin

Panchamahabhutas: los 5 elementos que te constituyen

Según el Ayurveda la enfermedad es un estado de indigestión crónica

Suscribite a Revista Ahora

¿Te gustaría recibir artículos como este en tu e-mail? Suscribite a Revista Ahora, gratis!






Información del Autor

Laura Duarte es Licenciada en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad de Zaragoza. Durante casi 10 años se dedicó al mundo de las finanzas, hasta que se dió cuenta de que no se encontraba en el camino correcto. Tras abandonar su antiguo empleo, comienza a formarse en lo que realmente le apasiona: técnicas para alcanzar de forma natural el estado de salud. Actualmente es Técnico Naturópata, con formación en Trofología, Herbología, Agentes Naturales de la Salud, Kinesiología, Auriculopuntura y Flores de Bach. También se formó como Terapeuta en Ayurveda, especializada en la alimentación, Masaje Terapeútico Abhyangam y Marmaterapia. Es además Terapeuta Profesional de Reiki y ha realizado cursos sobre Inteligencia Emocional y Mindfulness. En formación continua, asegura que su aprendizaje no terminará nunca: “una vez que encuentras el camino, no lo quieres terminar”.

5 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *